Asesinos: El Doctor Muerte

Harold Shipman – El Doctor Muerte

El médico británico Harold Shipman, conocido como “doctor muerte” ha aparecido colgado en su celda. Se encontraba en prisión condenado a cadena perpetua por el asesinato de quince pacientes, la mayoría ancianos, con inyecciones de heroína durante sus 23 años de carrera profesional.
Estaba considerado el mayor asesino en serie de la historia del Reino Unido. Tenía una apariencia afable y era padre de cuatro hijos. Una investigación oficial determinó que sus víctimas pudieron ser hasta 215 personas. Shipman, que este miércoles hubiera cumplido 58 años, fue hallado colgado en su celda y, a pesar de los esfuerzos por reanimarlo, fue declarado muerto.

El aspecto de Harold Shipman inspiraba confianza, pues era un médico de mediana edad, de pelo blanco, barba tupida, gafas de pasta oscura y mirada tranquila.

Era el mayor criminal en la historia del Reino Unido, y cumplía quince cadenas perpetuas por sendos asesinatos de pacientes suyos, aunque la cifra de víctimas podría elevarse a 270.
14 de enero. En la mañana de ayer apareció ahorcado en su celda de la cárcel de Wakefield (Inglaterra) el peor criminal de la historia británica. Harold Shipman, de 57 años y padre de cuatro hijos, apodado por la prensa “Doctor Muerte”, cumplía condena por quince asesinatos cometidos en las personas de pacientes que se confiaban a sus cuidados como médico de cabecera en el pueblo noroccidental inglés de Hyde, cerca de Manchester. Le entregaban en realidad sus últimos días de vida.

Estas 15 muertes sucedidas entre 1995 y 1998 son sólo las que se juzgaron en el año 2000. La magistrada del caso, Jane Smith, investiga otros 200 asesinatos cometidos por el “Doctor Muerte” a lo largo de su vida profesional en Hyde y en Todmorden (West Yorkshire). Se le podrían pues imputar un total de 171 mujeres y 44 hombres envenenados, sin descartar otros posibles 45 fallecimientos pendientes de ulterior examen.

El procedimiento siempre era el mismo. Shipman localizaba víctimas preferentemente ancianas y solitarias, y con su barba cana y aires de indefenso intelectual se ganaba su confianza como doctor amable, hogareño y cariñoso que se preocupaba por su salud. En su propia clínica les administraba una dosis elevada y letal de morfina y asistía al espectáculo cruel de los cinco minutos que tardaba en producirse su desgarrador fallecimiento. Luego falsificaba los informes certificando la defunción por causas naturales.

Se quedó con 386.000 libras de una de sus víctimas, si bien ése no era el móvil. El “Doctor Muerte” asistía a más de tres mil pacientes y su posición económica era desahogada.

La personalidad homicida

Nunca llegó a confesar sus delitos, así que nunca podrá saberse qué le llevó a cometerlos. Su ex compañero y forense John Pollar afirma que, en su opinión, “simplemente disfrutaba contemplando el proceso de morir y gozaba con el sentimiento de control sobre la vida y la muerte”.

Las autoridades penitenciarias británicas abrirán una investigación y no han confirmado todavía que se haya tratado de un suicidio. Estuvo vigilado preventivamente durante su estancia en las cárceles de Manchester y Frankland. Pero no en la actual de Wakefield, adonde llegó en junio, pues en palabras de su portavoz, “no había mostrado, en absoluto, tendencias suicidas. Se portaba con toda normalidad… No había ningún indicio de que esto fuese a suceder y él no había dado motivos para preocuparse”.

En 1976 se le condenó por hurtar fármacos que utilizaba como drogas. Entonces sí confesó su adicción, y que le producían un estado “deprimido y confuso”. Durante los últimos meses su mal comportamiento había obligado a las autoridades a cambiar su status y quitarle algunos privilegios: ya no disponía de televisor en la celda, y debía llevar uniforme penitenciario.

A lo largo del juicio la prensa pudo hacerse con algunas cartas personales de Shipman, y en ellas revelaba una acusada dependencia psicológica de su mujer, cierta tendencia hacia la autocompasión y se mofaba de los familiares de sus víctimas. Éstas no han lamentado en absoluto su desaparición, pero sí quedarse para siempre sin el magro consuelo de un porqué.

Anuncios

ARTICULO: La historia de la Niña Asesina “Girl A”

Girl A. La historia de una pequeña niña de 11 añitos, japonesa y con un poleroncito de Nevada. Se hizo famosa en el mundo de internet por empujar a su ex-amiguita hacia otra sala en el recreo, vendarle los ojos y degollarla brutalmente con un cuchillo cartonero en una escuela de Sasebo, Nagasaki el primero de junio del 2004.

Su nombre por ley no puede ser puesto en la prensa al ser ella una menor de edad procesada por un crímen grave, recibe el apelativo procesal de “Girl A”, o como cariñosamente le dicen sus admiradores, “Nevada-Tan” (Tan es parecido a Chan), cuyo diminutivo es simplemente “Nevada”.

Girl A se caracterizaba por su entusiasmo por los deportes, el internet, las películas y por sacarse muy buenas notas, era excesivamente aplicada en los estudios y una muy destacada basquetbolista.

ya preadolescente descubrió el mundo de la violencia extrema fanatizándose de la excelente película Battle Royale, la cual trata sobre una sociedad en que los escolares no respetan a los profesores y la violencia es tanta que el gobierno hace un reality show en que un curso al azar es arrojado a una isla cada uno con un collar. El collar explotará finalizado un período de tiempo o si se lo intentan sacar, A MENOS que quede tan solo uno recibiendo señales vitales. Ello significa que los jóvenes deben masacrar a todos los demás para poder sobrevivir. Uno solo, o ninguno, ganará.

Nevada se sintió contenta de ver una película tan agresiva, ¿quien la culparía?

Pronto comenzó a meterse en el mundo del terror y de la violencia extrema por internet, teniendo incluso una página de terror propia con macabras animaciones en flash. La niña genio pronto comenzó a hacerse famosa en el mundillo del guro, subcultura amante de los dibujos excesivamente gore y violentos, llenos de violaciones, amputaciones, destripamientos y hasta pedofilia. Comenzó a convertirse en una ídola del internet, pero algo la molestaba…

Quien antes era su amiga, se convirtió en su enemiga por razones de envidia. Su compañera Satomi Mitarai de 12 años era más popular que ella, y en una pelea Satomi le dijo a Nevada que era simplemente “pretenciosa” al querer ser más popular. Además, Satomi en internet publicó de Nevada ofensas, dijo que era “gorda”.

Nevada en ese momento fue nublada por el odio. Comenzó a consumir videos de contenido extremo e imagenes de ese tipo en internet con mucha mayor intensidad, sin importarle ya el buen rendimiento o los deportes.

De hecho, había abandonado el equipo de baloncesto por orden de su madre para dar prioridad a los estudios, y en esta época se reintegró, abandonando pronto tal actividad por voluntad propia, demostrando una absoluta falta de interés.

Comenzó a obsesionarse con la idea de los rápidos asesinatos producidos con cuchillos cartoneros en películas sangrientas de animación y gore.

Un mes antes del asesinato, protagonizó un episodio en que amenazó con un cuchillo a otro compañero. Durante estos días, sostuvo una conducta bastante agresiva.

Un día, llevó a Satomi a una sala vacía y la degolló. Muy pronto, la víctima perdió la vida. Luego, Nevada caminó hasta su sala de clases y entró con su ropa llena de sangre, para sorpresa de todos los presentes. El profesor entró en acción, y encontró muy pronto el cadáver de la pequeña asesinada de forma tan violenta.

Llegó la policía, y Girl A confesó en seguida:

He hecho algo malo, ¿cierto?
Lo siento, lo siento mucho.

Fue llevada a juicio la asesina que solo era llamada “Chica-A“, donde la encontraron culpabre de asesinato en primer grado con alebocia y ventaja, sentenciada a una condena de 9 años en la penitenciaria de Sasebo. Al ingresar al penal “Chica-A” fue visitada por varios psicologos infantiles y psiquiatras criminalistas para hacerle examenes y analizis para investigar que la llevo a cometer tal acto. Al pasar de tiempo, se diagnostico que la “Chica-A” estaba mentalmente sana y solo sufria del sindrome Hikikomori (ひきこもり): Sindrome que padecen Adolecentes y Adultos jovenes donde reusan salir de casa, aislandose de la sociedad, pasan todo el tiempo en su habitación e incluso llegan a alejarse de sus seres cercanos. Aun que también la “Chica-A” presentaba arranques de Hostilidad encontra de sus compañeros y hubo ocaciones que uso la violencia fisica encontra de ellos.

¿Quién era la Chica.A?
Por leyes legales en japón no se pudo dar el nombre de menores inflactores de la ley, para perservar su identidad en anonimato y evitar que molesten a su familia, pero, fue hasta que un conductor de notificas de Fuji TV por descuido dio a conocer el nombre de ella: Natsumi Tsuji [なつみ つき], es quizás el verdadero nombre de Nevada-Tan.

Natsumi (Nevada-Tan), era gran seguidora del Basketball e incluso pertenecia al club de su colegio, pero, su madre la obligo a salir de él y otros Clubs donde era miembro, ya que sus calificaciones y rendimiento academicos eran bajos, “ella siempre fue una mala estudiante” fue lo que declaro su profesor de curso. El que dejara los Clubs hizo que pasara más tiempo en casa, sus padres trabajaban durante el día, eso la llevo a distraerse en su habitación con la PC que su padre le regalo una navidad.

Sus gustos eran algo inesperados para una niña de su edad, se dice que ella era fan de la sangre y el gore, al igual que incluso le gustaba el Hentai-Guro, todo eso podia notarse en su pagina persona en internet, donde escribia Fanfics, Animaciones Flash, comentarios y dibujos ASCII, la mayoria Guro. Su pelicula favorita siempre fue Battle Royal (Battle Royal es una pelicula japonesa que nos cuenta que en el año 2000 la sociedad colapso y los niños se revelaban encontrada de los adultos, entonces, el gobierno implanto la nueva ley “BR” para controlar e intimidar a todos los niños de Japón, la ley “BR” consistia en seleccionar un grupo de estudiantes de secundaria al azar, para hacerlos jugar un juego de superviviencia: En dos días debian matar a todos sus compañeros hasta que quedara un superviviente, el cual como premio tendria su libertdad. Escenas de accion, amor y sangre).

フジテレビがネバダの本名を暴露?

事件直後から2ちゃんねるでネバダの本名とする名前が複数書き込まれた。

下はフジテレビで放送されたネバダイラストより。

事件後すぐに書き込まれ、たちまち消された名前のひとつと一致する…。

画像はすべて2ちゃんねるより無断転載。

Versión en español:
Televisión Fuji ha revelado el nombre de nevada?

Dos o más nombres son los que se asumen podrían ser el verdadero nombre de nevadad

Abajo de la ilustración de nevada, fue escrito el nombre que luego fue borrado
segun un noticiero de Fuji TV

En la imagen se rescata el nombre borrado, sin autorización alguna.

Segun declaro Nevada-Tan en su juicio, la razón por la cual asesino a su mejor amiga, fue que Satomi dejo un Post en el libro de visitas en la página de Nevada, donde le decía en broma que ella era fea y gorda, enfurecida, nevada vendó los ojos de Satomi para después cortar su garganta, al momento de cortarla Nevada quedó llena de sangre y asustada de lo que acaba de hacer, sólo pudo salir corriendo y llorando, dandose cuenta que había hecho algo terrible y que no tenía reparo…

Nevada-Chan, La idolo:
El mismo día que Natsumi (Nevada-tan o Chica-A) cometio el crimen, los medios de comunicacion no dejaron pasar el tiempo y comenzo a surgir la noticia, y a las horas horas era un fenomeno por toda la red de BBS en japón, hasta unos dias despues que un usuario anónimo subio CGs hechos por el donde dibuja a un personaje llamado “Nevada” inspirado en Natsumi, poco a poco mas dibujantes y fans fueron subiendo sus ilustraciones de todo tipo, se han hecho muchas ilustraciones de ella, principalmente Hentai/Lolikon, los usuarios de la red comenzaron a tomar gusto por este personaje hasta volverse sus Fans y seguidores.

ARTICULO: Una entrada a DEEP WEB….Lado obscuro de internet

El concepto de deep web es sencillo. La deep web es aquella parte de la red que contiene material, información y páginas web que no están indexadas en ninguno de los buscadores existentes como pueden ser bing, google, yahoo, etc. Así en el hipotético caso que los buscadores pudieran indexar la totalidad de contenido en la web significaría que desaparecería la deep web.

DROSS hablando de la deep web

No obstante esto es imposible ya que muchas de las páginas y documentos están hechos de tal forma que no puedan ser indexables, ya sea porque están protegidos con contraseña, porqué están realizados en formatos no indexables como por ejemplo páginas realizadas completamente en flash, sin contenido html, etc. Si hacemos una analogía con la película matrix podríamos decir que la totalidad de personas que toman la pastilla azul serian las personas que solo navegan y conocen lo que denominamos red superficial mientras que la totalidad de personas que tomarían la pastilla roja  son las personas que conocerían la existencia de la deep web.

Imagenes de algunas de las paginas  dentro de la ”Deep web”

tumblr_mopajmiip01spdbf2o1_500 tumblr_mopaly7OQF1spdbf2o1_500 tumblr_mrx7c3vZ8R1s6vofho1_500 tumblr_msmfl1n5jW1s5wiuio1_500

ARTICULO: Asesino Jack el Destripador

a pasado más de un siglo y todavía perdura el misterio. Cinco crímenes perpetuados en Whitechapel hacia 1888, que hoy, por el escaso número de víctimas hubiesen ocupado pocas líneas en los diarios, en su momento revolucionaron Londres y el mundo entero. Durante cien años, investigadores, detectives, policías y muchos aficionados han tratado de establecer un perfil psicológico que ayudase a determinar la personalidad o el nombre del asesino, pero hasta ahora solo se han podido identificar los nombres de unos posibles sospechosos. Tal vez por ese motivo Jack el Destripador se ha convertido en el asesino en serie más conocido de la historia. Su nombre nos evoca una silueta entre la niebla del Londres Victoriano, una sombra con capa y sombrero negros que ataca a sus víctimas y desaparece para siempre de la escena del crimen… no en vano se han escrito sobre él cientos de libros, canciones, óperas y películas. Es la perfecta historia de suspense, el gran misterio sin resolver. Photobucket

LAS VÍCTIMAS

En el año 1888, Whitechapel era uno de los peores distritos de todo Londres. En las calles, hombres, mujeres y niños arrastraban una vida de pobreza y delincuencia en la que muchas veces el único alivio era el que podía ofrecerles una botella de alcohol barato. Los callejones oscuros desembocaban en bares mugrientos y burdeles miserables en los que algunas mujeres se ganaban la vida prostituyendo sus cuerpos por unos pocos peniques. Fue precisamente aquí, en el East End londinense, donde tuvo lugar el breve reinado de terror del temido descuartizador que firmaba sus crímenes como “Jack el Destripador”. Su primer crimen oficial, por así decirlo, el que reconocen todas las crónicas, tuvo lugar el 31 de agosto, aunque en su día se sospechó que por lo menos dos asesinatos anteriores menos publicitados habrían sido también obra suya. Ese día estaba amaneciendo muy lentamente. Las calles todavía estaban oscuras, y a pesar del frío algún que otro paseante comenzaba a circular por el barrio. Uno de ellos distingue a lo lejos el cuerpo de una mujer tendido en el suelo que a primera vista parecía desmayada, pero cuando se acerca para tratar de ayudarla, ve que unas terribles heridas la habían casi decapitado. Horrorizado, no deja pasar un minuto y avisa al primer policía que hacía su ronda por el barrio, quién acompañado de un médico distingue bajo la luz de una linterna que la muerte le había sido provocada por dos golpes con arma blanca que le habían seccionado la tráquea y el esófago. El cuerpo, todavía caliente en partes, indicaba que el momento del crimen no debía de haber sido de más de media hora antes de haber encontrado el cuerpo. Tras un examen más detallado en la sala de autopsias, descubren además que había sido brutalmente golpeada en la mandíbula inferior izquierda (posiblemente por una persona zurda), y que su abdomen había sido mutilado. Por lo demás, el asesino no había dejado otras pistas tras de sí, ni testigos, ni el arma homicida. Ninguno de los vecinos oyó nada. La identificación de la víctima no fue tarea fácil, aunque unos días después su padre y su ex marido identifican el cuerpo de una mujer de 42 años, prostituta, llamada Anne Mare Nichols y conocida como Polly. Polly había estado casada y tenía cinco niños, pero su adicción al alcohol había hecho que su matrimonio srompiera. Desde entonces, s. Photobucket

Annie Chapman era una mujer sin hogar propio que vivía en pensiones comunes cuando disponía de dinero para el alojamiento de una noche, y cuando no era así, se dedicaba a vagar por las calles en busca de clientes que le proporcionasen alguna moneda para bebida, refugio y alimento. No siempre había sido así, unos años antes estaba casada y con tres niños, pero todos murieron, unos por enfermedad y otros por accidente. Fue un golpe muy duro, nunca se repuso. Así, en estado de depresión permanente comenzó a beber para sobrellevar su soledad. Su cuerpo fue hallado mutilado en la calle del Mercado de Spitalfields a las 6 de la mañana, y nadie había ido testigo de los hechos. Su intestino estaba en el suelo entre un gran charco de sangre y una profunda incisión cruzaba su cuello de lado a lado. Todo parecía indicar que había sido asesinada en ese mismo sitio. No había señales de defensa por parte de la víctima, y lo curioso es que cerca de su cadáver se encontraron un pequeño pañuelo, un peine y un cepillo de dientes, que parecían haber sido colocados en un orden concreto por el asesino. Según el médico forense que vio el cadáver, el asesino había agarrado a Annie por la barbilla y la había degollado por la espalda de izquierda a derecha, y por la fuerza empleada, posiblemente con la tentativa de decapitarla. Eso le había causado la muerte. Las otras heridas infligidas y las mutilaciones abdominales habían sido realizadas post mortem: el abdomen había sido abierto para extraer la vagina, el útero y la vejiga, que no fueron hallados. Las incisiones eran limpias, como si se tratase del trabajo de un experto en anatomía, o por lo menos el de alguien con los conocimientos anatómicos y la habilidad suficiente para poder abrir el cuerpo y extraer los órganos con mucho cuidado de no dañar otras partes internas. El instrumento utilizado parecía ser un cuchillo estrecho con lámina fina y muy afilada, la clase de cuchillo que utilizaban los cirujanos y los carniceros. Photobucket

El 25 de septiembre, la Agencia Estatal de Noticias recibió una nota en tinta roja firmada por el propio Jack el Destripador cuyo contenido era: “Querido Jefe, desde hace días oigo que la policía me ha cogido, pero en realidad todavía no me han pescado. No soporto a cierto tipo de mujeres y no dejaré de destriparlas hasta que haya terminado con ellas. El último es un magnífico trabajo, a la dama en cuestión no le dio tiempo a chillar. Me gusta mi trabajo y estoy ansioso de empezar de nuevo, pronto tendrá noticias mías y de mi gracioso jueguecito…” Firmado: Jack el Destripador, desde el Infierno.

Photobucket

A partir de entonces seguiría escribiendo cartas y poemas destinados al jefe de la policía londinense jactándose de su habilidad para escabullirse en la oscuridad de las calles y evitar ser atrapado por la multitud que le perseguía, o haciendo alarde de la perfección de sus crímenes y anticipando otros nuevos ataques, siempre seguro de sí. El domingo 30 de septiembre, se descubría otro cadáver en la calle Berner sobre la una de la mañana. Tras pedir ayuda a la policía, vieron que se trataba de una mujer, cuyas faldas habían sido levantadas por encima de sus rodillas. Un forense llegó a la escena del crimen con su ayudante un cuarto de hora más tarde. Entre los dos detallaron sus conclusiones de la exploración: “La difunta yace sobre su lado izquierdo, su cara mira hacia la pared derecha. Sus piernas han sido separadas, y algunos miembros están todavía calientes. La mano derecha está abierta sobre el pecho y cubierta de sangre, y la izquierda está parcialmente cerrada sobre el suelo. El aspecto de la cara era bastante apacible, la boca ligeramente abierta. En el cuello hay una larga incisión que comienza sobre el lado izquierdo, 2 ½ pulgadas por debajo del ángulo de la mandíbula casi en línea recta, seccionando la tráquea completamente en dos, y terminándose sobre el lado contrario… ” El asesino no se había ensañado tanto esta vez como en las anteriores. Posiblemente había sido interrumpido mientras la degollaba y hubiese huido antes de completar su ritual. La joven prostituta fue identificada como Elizabeth Stride, de origen sueco, que había venido a Inglaterra para ganarse la vida tras el fallecimiento de su marido y sus dos hijos en un accidente marítim.

Photobucket

Después de esto, las cosas parecieron volver a la normalidad en Whitechapel. No hubo ningún otro asesinato durante un mes y las prostitutas regresaron a las calles más tranquilas. Desgraciadamente, la paz duró poco, pues el 9 de noviembre, otra mujer apareció salvajemente asesinada. Se trataba de Mary Kelly, una atractiva joven de 21 años que se dedicaba a la prostitución para poder mantenerse a ella misma y a su pareja, que se encontraba sin trabajo. Esa mañana, el locatario subió a la habitación de Mary para cobrar el alquiler mensual, pero nadie contestó a su llamada. Decidió abrir la puerta él mismo, horrorizándose por lo que descubrió… Sin duda era el crimen más violento de Jack el Destripador. El cadáver estaba tumbado sobre la cama con múltiples heridas de arma blanca, completamente mutilado y con la arteria carótida seccionada. La ferocidad de este asesinato asombró a los cirujanos veteranos de policía. El médico forense necesitó varias páginas para redactar el informe de las lesiones y órganos extraídos. Este asesinato creó el pánico absoluto en el barrio, haciendo estallar episodios esporádicos de violencia en la muchedumbre. La actividad policial era frenética, cada rincón fue registrado, cada sospechoso detenido e interrogado a fondo, pero no por eso la policía dejaba de ser duramente criticada. Nunca más se volvió a saber del asesino. No hubo más cartas ni más crímenes, parecía que Jack el Destripador hubiese abandonado la escena del crimen para siempre, y finalmente el caso fue cerrado en 1892, el mismo año en que el Inspector encargado del caso se retiró.

Photobucket

Lo cierto es que nadie puede saber si ésta es la verdadera historia o si es otro de los relatos que inspira este terrible personaje.

Lo único que hoy en día tenemos claro es que no se trataba de un delincuente cualquiera. Sus hechos demuestran que era una persona con gran inteligencia y tal vez una educación superior a la población de Withechapel, incluso puede que fuese alguien de clase alta. Tal vez tuviese un trastorno de la sexualidad o un trastorno mental que le provocase esa compulsividad y obsesión a la hora de cometer los crímenes. Su afán de reconocimiento y el hecho que resaltase con las cartas enviadas a la prensa su inteligencia, demuestra que también era una persona insegura y llena de complejos. Pero mientras Scotland Yard mantenga sus archivos en el más absoluto secreto, otros autores seguirán suscitando sospechosos que mantengan la leyenda del Destripador viva

. Photobucket F.N??????-F.M??????

Esa fue la historia de jack el destripador un poco larga pero muy interesante espero que aya sido de su agrado Hasta luego!